jueves, 10 de abril de 2014

KAWACHI FUJI GARDENS - Japón
Wisteria Tunnel... ha llegado el momento


Estamos en Kitakyushu, Japón, donde escontraréis el más colorido de los túneles de vegetación.
El Jardín tiene unas 150 plantas de Glicinias (Wisteria) de especies diferentes (blancas, vilotetas, rosadas...) razón por la que este tunel es tan especial.


El momento adecuado para visitar este jardín es entre finales de abril y principio de mayo, dependiendo de cómo vaya transcurriendo la temperatura de la estación. El encontrarnos con estos magníficos colores también dependará del tipo de floración, no todos los años florecen igual.
Para llegar al jardín desde la Estación de tren JR Yahata Station, tomaremos el Nishitetsu bus #56 y nos bajaremos en Kawachi Elementary School. Después caminaremos 10-15 min hasta llegar al jardín.





Las Glicinas o Glicinias son plantas del género Wisteria, que abarca diez especies de vides trepadoras; nativas del este de Estados Unidos y de países del Este de Asia tales como China, Corea y Japón. Son arbustos leñosos de hábito trepador. Se cultivan como plantas de decoración debido a sus racimos de flores primaverales y de su espeso follaje. Según las variedades, las flores son violetas, azules o blancas. La largura de las inflorescencias varía de 10 cm a un metro de la Wisteria floribunda ‘Macrobotryes’. El nombre Wisteria proviene del Dr. Caspar Wistar, un anatomista de la universidad de Pensilvania. Algunas variedades son perfumadas, y entre estas, las variedades son ‘Rosea’ o ‘Jacko’. Los granos son tóxicos. La especie más conocida es la Wisteria sinensis (Sims) Sweet, la glicinia de China, ampliamente cultivada en Europa occidental. Otra especia frencuente es la Wisteria floribunda (Willd) DC., la glicinia de Japón.
Las plantas de esta especie usan sus ramas para treparse sobre otras plantas tomándolas como soporte. Pueden escalar hasta 20 metros sobre el suelo y unos 10 metros lateralmente.


En España encontramos la Glicinia de Ponferrada
 

1 comentario:

Yolanda A.M. dijo...


¡Qué belleza!
Acabo de descubrir este blog ... ¡más vale tarde que nunca!
¡Te sigo!

Un cordial saludo,
Yolanda A.M.