sábado, 4 de junio de 2016

LOS ECOSISTEMAS DE LAS CIUDADES
Las ciudades y sus zonas verdes pueden acoger gran variedad de flora y fauna que conviene proteger

“La ciudad no es un desierto. De hecho, está mucho más habitada de lo que creemos”, dice Raimundo Real, catedrático de Biología de la Universidad de Málaga. 

(...) “Una infraestructura ecológica funciona como un sistema completo, con vida vegetal y vida animal”. Es decir, que se trata de dar el salto desde el espacio verde puramente decorativo y artificial hasta un ecosistema lo más autosuficiente y vivo que sea posible. Lo que implica, por ejemplo, tener algunos árboles viejos (con más oquedades) y áreas con flores silvestres, en lugar de céspedes perfectamente rasurados y troncos inmaculados, para que puedan acoger todo tipo de bichos (...)
-----

No hay comentarios: