domingo, 4 de agosto de 2013

ÁRBOL DE MEDELLÍN

Juan Fernando Cano
El profesor Ramiro Fonnegra revisa sus notas bajo uno de los cinco exponentes de la C. medellinesis que hay en el Parque Bolívar. Quizás por los cambios ambientales en la zona central de la ciudad, donde se da la especie, se perdió su polinizador natural. El árbol será el símbolo del Congreso de Botánica que se celebrará en esta capital.
Flor del carbonero endémico de Medellín, muy diferente a la que dan los carboneros arbustos. Hasta ahora no se ha podido reproducir este árbol.
¿Se extingue el árbol de Medellín?

Un "poco" tarde os hago partícipes de este interesante artículo copiado en su integridad, publicado en marzo 2007


 El llamado es a las autoridades para que ayuden en el intento por salvarlo.
 Quedan seis exponentes de esta especie que lleva el nombre de la ciudad.
 Es un carbonero que sólo creció en la ciudad y está a punto de perderse.


Por
Ramiro Velásquez Gómez
Medellín

Un árbol endémico de Medellín, casi que residente exclusivo del Parque Bolívar, está a punto de perderse para siempre.

De la Calliandra medellinensis, clasificada como tal en los años 40-50 por la pareja norteamericana Britton y Killip, sólo quedan seis ejemplares.
Un emblema local perdido por desconocimiento.
El árbol, un carbonero, apenas crece a los 1.470 metros sobre el nivel del mar y no se ha logrado reproducir hasta ahora.
Ramiro Fonnegra Gómez, biólogo de la Universidad de Antioquia y doctor en Taxonomía Vegetal y Palinología, explicó que para colmo de males, parece que el polinizador natural también se extinguió, pues no se encuentra ninguno asociado al árbol. No se sabe cuál fue. La especie fue poco estudiada.
 

Otras especies de carboneros (en la región hay cuatro, contando el antioqueño que también está en peligro) reciben la visita de la abeja común, Apis mellifera, que los poliniza.
 

La Calliandra medellinensis es un árbol, a diferencia de muchos carboneros que son arbustos. Se distingue además de estos por una hoja más pequeña y una flor más despoblada tipo cono, mientras en los arbustos es más como una bola.
Colecciones del ejemplar se encuentran en los herbarios de la Universidad de Antioquia y en Missouri. En éste se tenían tres, pero luego se encontró que una pertenece a un carbonero de Nariño y el otro a uno de Cundinamarca.


Hoy sólo quedan seis árboles, cinco de ellos en el Parque Bolívar y uno más en la plazoleta de Mon y Velarde. "Es un endemismo raro", precisó el investigador, director durante muchos años del Herbario de la Universidad de Antioquia.
Este árbol no salió de Medellín. Se le ha buscado de extremo a extremo del Aburrá y no se encuentra.
Los científicos han tratado de reproducirlo por estaca y por acodo, pero no ha sido posible. La única alternativa que queda es mediante tejidos, pero la técnica demanda una inversión superior a los 20 millones de pesos, suma con la que no se cuenta.
"Ahora que la ciudad será sede en abril del Congreso Nacional de Botánica, al que asistirán cerca de 1.000 personas de diversas regiones y países, podría pensarse en que alguna entidad aporte el dinero para tratar de salvar la especie".
Los ejemplares del Parque Bolívar están en mal estado. Varios son viejos, repletos de epífitas como el matapalos (una bromeliácea) que poco a poco lo asfixia. No han tenido mantenimiento y se nota que alguno pudo ser talado.
El único que da vainas con frutos está situado hacia la bocacalle de Junín, pero los frutos son estériles y de nada sirven.
Del asunto pocos conocen. Tampoco hay mayores referentes. El árbol fue muy perseguido en el pasado por los campesinos, para obtener carbón. Y como adorno en pesebres y en la Semana Santa. Es lo que también amenaza al carbonero antioqueño (árbol), que crece de los 1.400 a los 1.700 metros.
Lo que se pretende es llamar la atención de la Alcaldía y los entes ambientales.
Si no se actúa pronto, Medellín perdería un árbol exclusivo que lleva su nombre en la denominación científica internacional.


Ayuda al lector
Son más de 1.000 especies amenazadas
Las especies que desaparecen de Colombia y del planeta se cuentan por centenas. De muchas nunca se llega a tener conocimiento.

La Calliandra medellinensis poco fue estudiada. De acuerdo con un reporte del Instituto Alexander von Humboldt, la flora es la primera gran riqueza del país, porque Colombia posee entre 45.000 y 55.000 especies de plantas, de las cuales cerca de la tercera parte son endémicas (sólo existen aquí).

Se destacan las orquídeas, representadas en cerca de 3.500 especies, es decir, 15 por ciento de todas las especies de orquídeas del mundo.


La lista de plantas amenazadas de Colombia abarca cerca de 1.000 especies y en ella, uno de los grupos más amenazados lo constituye, precisamente, el de las orquídeas. En el libro rojo de las plantas amenazadas no figura la C
alliandra medellinensis.

-----
ESPERANZA: Parece que han logrado reproducirlo por semillas, pero tiene un estrecho margen genético. El agente polinizador es un colibrí.
Estas son fotos actuales de los tres grandes árboles del Parque Bolivar de Medellín.





-----

No hay comentarios: